George R. R. Martin

En el universo creado por George R. R. Martin para su archiconocida saga de novelas, Canción de hielo y fuego, podemos encontrar algunos lugares y acontecimientos interesantes que son una clara referencia a la obra de Lovecraft, a la que influenció a esta y a posteriores adaptaciones literarias que tomaron prestadas ideas del genio de Providence. Por ejemplo, en el lejano este del llamado mundo conocido, más allá del Mar de sangre y al sur del inmenso Desierto gris, entre las Arenas caníbales es posible encontrar la misteriosa ciudad de K'Dath, cuyos habitantes afirman haber erigido con ella la primera urbe de la historia, en la cual, según rumores, se llevan a cabo ritos indescriptibles para saciar el hambre de dioses enloquecidos que son temidos incluso por quienes habitan en las poblaciones cercanas.



Apenas un poco más cerca de Poniente, navegando por el Mar de jade se encuentra la isla de Leng, en donde se adora a deidades denominadas los Antiguos. Y más allá de la península que desemboca en Asshai, sobre las costas de las Hierbas fantasmales, cruzando las escarpadas Tierras de las sombras en el extremo oriental del mundo conocido, justo en la orilla sureste del Mar oculto y entre las Montañas de la alborada, se encuentra la ciudad de Carcosa, de la que poco se sabe pero se dice que es gobernada por un señor hechicero autoproclamado como el sexagésimo noveno emperador amarillo de una dinastía que lleva mil años extinta en su originaria Yi Ti.



En la novela Fuego y sangre, donde se nos cuenta una parte de la historia de la casa Targaryen desde la conquista de Poniente por Aegon el conquistador, somos testigos de cómo el dragón que montara este primer rey de los Siete reinos, Balerion, apodado el terror negro, se cree que lleva en su lomo a la princesa Aerea Targaryen hasta lo que fuera su lugar de nacimiento, las ruinas de la Antigua Valyria, capital del Feudo franco que la gobernaba y que desapareció tras un cataclismo inexplicable junto con el imperio.



A su regreso, la princesa Aerea descabalga del dragón al borde de la muerte, con horribles quemaduras en todo su cuerpo y extrañas criaturas semejantes a sanguijuelas de fuego que se movían entre las ampollas como queriendo salir de debajo de la piel.



En el Círculo hemos leído varios relatos de este autor, ¿qué otras referencias a Lovecraft y otros escritores de terror en la obra de Martin conoces?

Entradas Recientes

Ver todo